FINBA

La Fundación para la Investigación e Innovación Biosanitaria de Asturias estará operativa en sus instalaciones del HUCA en el primer semestre del próximo año

La Fundación para la Investigación e Innovación Biosanitaria de Asturias (FINBA) entrará en funcionamiento en las instalaciones anexas al Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA) durante el primer semestre del próximo año. Además, contará con el Instituto de Investigación Biomédica, una entidad de excelencia encargada de canalizar todos los proyectos de investigación competitiva y de innovación sanitaria y tecnológica. Ligado al complejo sanitario, solicitará la acreditación al Instituto de Salud Carlos III este mismo año, de modo que podrá estar operativa en el primer semestre de 2015.

Éste es el calendario que ha expuesto esta tarde el consejero de Sanidad, Faustino Blanco, en la Comisión de Sanidad de la Junta General del Principado de Asturias, ante la que ha puesto de relieve la importancia estratégica de la fundación. “La FINBA está llamada a tener un papel esencial en esta comunidad autónoma, más allá del ámbito de la investigación e innovación en materia biosanitaria. La FINBA será un recurso con gran impacto en el desarrollo inteligente que cualquier comunidad debe ambicionar”, ha explicado.

Según Blanco, la FINBA es un elemento clave y dinamizador de la estrategia de modernización de los servicios sanitarios públicos en Asturias, que tiene entre sus objetivos crear espacios para la investigación biosanitaria, fomentar el trabajo conjunto de equipos universitarios y sanitarios de investigación para generar sinergias, y crear una organización que facilite la obtención y la gestión económico-administrativa de fondos de diferentes programas de I+D+i. Con la captación de estos fondos se favorecería la transferencia de resultados de esa investigación a la industria a través de la búsqueda de socios empresariales para la comercialización de productos o patentes de investigación.

Entre sus fines también está conseguir líneas muy específicas de financiación que faciliten la presencia de profesionales altamente cualificados en la investigación biosanitaria relacionada con problemas de salud relevantes para la población. Además, definirá un modelo competitivo, basado en el compromiso de especialización inteligente que contribuya a vertebrar el mejor y más dinámico desarrollo social y económico que facilite nuestra convergencia con España y Europa. Difundirá también una cultura científica, innovadora y emprendedora que penetre en el conjunto de la sociedad, fomente su creatividad y consiga un mayor grado de aceptación social e institucional del riesgo investigador.

La FINBA está integrada por el Gobierno del Principado de Asturias y la Universidad de Oviedo, como representantes del sector público, a los que se une el Ayuntamiento de Oviedo por su vocación de fomentar la presencia de la ciudad, unida a los mejores entornos profesionales.

El patronato, abierto a nuevas incorporaciones, estará formado inicialmente por el Gobierno del Principado de Asturias, la Universidad de Oviedo, Cajastur-Liberbank, Corporación Alimentaria Peñasanta SA (CAPSA), Fundación Alimerka, Fundación Caja Rural, Fundación EDP, Grupo Kiss FM, Grupo TSK, Industrias Lácteas Asturianas SA, Transinsa Ambulancias de Asturias, el Ayuntamiento de Oviedo y el Grupo Pérez Simón.

Estos socios fundadores se comprometen a suscribir, como dotación inicial, un capital de 50.000 euros. Todos los patronos se han comprometido a apoyar económicamente los fines de la fundación con aportaciones anuales de 50.000 euros, durante los próximos cinco años, con la excepción del Gobierno del Principado, cuya aportación inicial ha sido de 300.000 euros.

La Fundación cuenta también con el respaldo de nueve empresas con la consideración de entidades benefactoras: La Asociación de Empresarios de Material Médico Quirúrgico (ADIMPA), Centro de Servicios Avanzados (CSC España), Fundación Centro Médico-fundación Masaveu, Fundación Fernández Vega, Flisa (Grupo FUNDOSA), HUNOSA, Oximesa-Praxair Ibérica, Telecable y Banco Sabadell Herrero. Todas ellas se comprometen a colaborar con la investigación de excelencia en Asturias de diversas formas, que incluyen el suministro de material tecnológico, la prestación de servicios esenciales, el patrocinio de becas, la dotación de equipamientos, el apoyo a líneas específicas de investigación o una participación económica específica.